Consejos útiles para congelar carnes

Cuando regresamos a casa después de ir de compras quizás no ponemos mucha atención en como almacenamos los alimentos que hemos adquirido. Por lo general lo que va sin refrigeración lo guardamos en gabinetes, y lo que va refrigerado va a la nevera sin más.
Si queremos conservar por más tiempo nuestros alimentos y que se mantengan en perfecto estado podemos poner en practica estos consejos dedicados especialmente a la congelación de las carnes rojas.

Congelar carnes rojas: Lo primero que debemos tomar en cuenta es que el proceso de congelación de las carnes rojas debe hacerse lo más rápido posible, por lo que se recomienda dejarlo de ultimo al momento de las compras de modo tal que sea poco el tiempo que pase a temperatura ambiente.

Si compramos carne por piezas, antes de congelarla es mejor limpiarla bien, es decir, quitarle la mayor cantidad de grasa posible, cortarla en porciones de acuerdo a lo que se estime que se vaya a consumir, para que una vez descongelada no se tenga que volver a congelar. Dichas porciones deben ser almacenadas por separado. Si se identifican mucho mejor, tomando en cuenta el tipo de carne y la fecha en que la congelamos.
Envuelva las porciones en papel transparente bien selladas.
No congele carne que esté a punto de caducar.

La carne que ya ha sido cocinada puede congelarse en envases que cierren herméticamente pero su tiempo de conservación es menor que el de la carne cruda.
Al momento que vaya a consumirse la carne debe dejar que se descongele dentro de la nevera y no a temperatura ambiente.

No se recomienda volver a congelar una carne que haya sido descongelada.
Recuerde verificar las condiciones del refrigerador para garantizar que los alimentos congelados se mantengan en buen estado. 





Comentarios

Entradas populares de este blog

Limpiar tus electrodomésticos de la manera correcta

Ganar dinero por internet

Losetas de alfombra